Notas de prensa y comunicados

MEF: valor proyectado del PBI para el 2022 se eleva de S/ 563 000 millones, según el MMM, a S/ 572 000 de millones

- Este año, si bien en porcentaje el crecimiento esperado es ligeramente menor a la previsión oficial, en términos del valor del PBI superará a lo proyectado en el Marco Macroeconómico Multianual (MMM) 2022 - 2025.

Lima, 24 de enero de 2022.- En el 2021 el crecimiento del producto bruto interno (PBI) habría sido de 13%, superando el nivel que teníamos prepandemia, y nuestra proyección es que este año 2022 se crecerá entre 3,5% a 4%, sostuvo el ministro de Economía y Finanzas, Pedro Francke, durante la Conferencia de PCM en el cual los sectores informan el balance de gestión del 2021 y las perspectivas para el año 2022.

Cabe explicar que, según el Marco Macroeconómico Multianual (MMM) 2022 -2025 el valor del PBI estimado para el 2021 fue de S/ 537 000 millones, sin embargo, este monto sería mayor y culminaría el año en S/ 549 000 millones. Entonces, tomando como base este mayor valor del PBI alcanzado el año pasado, para el año 2022 se proyecta que el valor total del PBI llegue a S/ 572 000 millones, superior a la previsión oficial para el presente año publicada en el MMM 2022-2025 (S/563 mil millones). “El nivel del PBI sobrepasará largamente al que habíamos programado. Si bien el porcentaje de crecimiento sale un poco menor respecto de la previsión, hay que tener en cuenta que es sobre un monto mayor, entonces, a nivel total de producción el PBI estará por encima de lo que se había proyectado”, explicó el ministro Francke.

 

Señaló que buena parte de este resultado se deberá a la inversión privada, tendremos también un fuerte impulso a la inversión pública, pero el año pasado se proyectó que la inversión privada iba a recuperar el nivel pre pandemia pero se logró un 13% por encima de ese nivel.

“Ya tuvimos en el 2021 un nivel de inversión privada muy alto en el Perú, como no se veía hace muchos años. Por ese efecto base es que se está proyectando para el 2022 un crecimiento de entre 0% y 2%”, dijo.

Mencionó que dos ejes esenciales que nosotros estamos empeñados en impulsar para mantener el nivel de crecimiento es la inversión privada, y la público-privada en infraestructura. En ese sentido, la construcción de la Línea 2 de Metro de Metro de Lima y Callao (US$ 5 346 millones), la construcción del Puerto de Chancay (US$ 3 000 millones) y el Aeropuerto Jorge Chávez (US$ 1 200 millones).

Asimismo, mencionó que hay inversiones en el sector minero como: la culminación de Quellaveco (US$ 6 655 millones) y Yanacocha Sulfuros (US$ 2 255 millones), Los Chancas (US$ 2 600 millones), mientras que otros, como el proyecto minero Zafranal estaría por concluir Estudio de Impacto Ambiental y posiblemente inicie su construcción el próximo año. “Hay una cartera de proyectos mineros, y la exploración minera ha aumentado significativamente sembrando para el futuro”, dijo.

Motores de crecimiento

El ministro Francke afirmó que los grandes retos de la inversión privada para el Ministerio de Economía y Finanzas tiene que ver con dos elementos esenciales. Señaló que un elemento tiene que ver con prender los nuevos motores de crecimiento, “se han dado Decretos Legislativos para dar incentivos al sector Acuícola y Forestal, que tienen potencial de crecimiento; se han impulsado las mesas temáticas, por ejemplo, de proveedores mineros para que este sector pueda dinamizarse; y, se está permanentemente trabajando, resolviendo trabas y promoviendo nuevos sectores de crecimiento”.

Además, refirió que un segundo elemento es el crecimiento de las exportaciones no tradicionales. El año pasado se batió un récord con US$ 17 000 millones, pero sigue habiendo un impulso importante de crecimiento en el sector agroexportador y en otros sectores no tradicionales que aportan al crecimiento de la economía.

Asimismo, mencionó que este año 2022, y los siguientes va a seguir la recuperación de los sectores más afectados por la COVID-19. “Todavía el turismo está muy bajo, la ocupación hotelera está muy baja, y esperamos que esta tercera ola sea la última o pasemos a una situación en la cual se puedan reiniciar algunas actividades como el turismo, el transporte, y eso dará un impulso importante de 1% adicional de crecimiento este año y un nivel similar en los próximos. También tenemos un programa importante para apoyar financieramente y promover el sector turismo”.

En base a lo señalado, agregó, las proyecciones durante los próximos cuatro años ubican al Perú con un crecimiento de 3,4% en términos reales, en el periodo 2022 y 2025, que será uno de los mayores crecimientos en la región. “La solidez de las cuentas fiscales, la solidez financiera del Perú y las oportunidades que tenemos en nuevos sectores económicos, así como en pilares como la infraestructura y la minería, nos permite tener estas proyecciones”, destacó.

Solidez de la política financiera

Más adelante, mencionó que el déficit fiscal que se ha tenido en el Perú es de 2.6% del PBI el año pasado, muy por debajo de otros países de América Latina, cuyo promedio es más del doble, mientras que a nivel de las economías emergentes es más del triple.

“Hemos reducido el déficit en más de 6 puntos, que es una reducción récord. Esto muestra que aunque hemos tomado medidas efectivas para impulsar la inversión pública, logrando un nivel récord de ejecución de S/ 39 000 millones, se ha tenido una política financiera bastante sólida para evitar cualquier aumento desmesurado de nuestra deuda y cualquier problema de insostenibilidad fiscal”, aseveró.

Agregó que estas cifras muestran que el Perú mantiene una política sumamente responsable en términos fiscales, lo que se grafica en que tenemos ahora S/ 18 800 millones que vamos a incorporar en este trimestre al Fondo de Estabilización Fiscal y a la Reserva Secundaria de Liquidez, que nos permite volver a tener este fondo que se gastó durante la pandemia.

Entonces, “Esto demuestra que hemos tenido una política fiscal sumamente sólida, y al mismo tiempo hemos logrado impulsado la inversión pública, porque también se logro una mejor recaudación tributaria y los ingresos del Estado”, dijo.

A pesar de las distintas opiniones, hemos tenido y mantenemos un ritmo de crecimiento económico importante, actualmente pasamos por una tercera ola de COVID que ha afectado la capacidad de producir, pero estamos seguros que será un efecto pasajero.

“Tenemos una política muy sólida en términos fiscales y de promoción de la inversión privada, con el convencimiento de que con una buena inversión en infraestructura, y el desarrollo de nuevos sectores, podemos tener un crecimiento sólido y generar los empleos que el país necesita”, concluyó.

OFICINA DE COMUNICACIONES