Transcripción Entrevista al Ministro de Economía y Finanzas Luis Carranza Ugarte

MEDIO: CANAL N
PROGRAMA:LA HORA N
FECHA: JUEVES 31 DE ENERO 2008
HORA: 09:05 PM

 

JAIME DE ALTHAUS.- Buenas noches Ministro, bienvenido. Bueno, ya usted tendrá, me imagino, una evaluación sobre cuál será en definitiva o cuál podría ser el impacto de esta cuasi recesión, esta recesión casi declarada en Estados Unidos en la economía del Perú. ¿Cómo nos va a afectar?

 

LUIS CARRANZA.- Bueno, el impacto va a ser muy muy moderado, muy leve. Básicamente lo que vamos a ver son canales reales a través de menores términos de intercambio, tenemos un ajuste pequeño en términos de intercambio que nos va a dejar con los niveles de precios más o menos del 2006, quizás menores remesas, menores márgenes para algunos segmentos de exportadores, pero nada más dramático que eso.

No es comparable a la situación que el Perú tenía antes, los canales por los cuales la economía peruana se veía afectada en este caso no van a operar, el canal de depreciación cambiaría que nos impactó muy fuerte en el año 98 – 99 y que afectó el patrimonio de las empresas que estaban endeudadas en dólares, en este caso no opera, primero porque lo que estamos viendo son movimientos de tipo de cambio hacia la baja, ha habido algunos momentos especulativos y en el caso de que se revirtiera esto y los flujos empezasen a salir, tenemos un Banco Central con US$30 mil millones de dólares de reserva listos para usarlos y evitar una volatilidad excesiva del tipo de cambio.

Luego, el canal financiero tampoco va a operar, no va a haber una contracción del crédito -que si se dio en el 98 - 99- porque la tasa de morosidad está históricamente baja, tenemos un nivel de capital bastante importante en los bancos y el nivel de provisiones que tienen los bancos de la cartera mala es por encima del 200%, entonces es una situación bastante cómoda en el campo financiero por no hablar ya de la liquidez dentro del sistema.

Y en el campo fiscal, la situación también es dramáticamente distinta, tenemos una posición muy sólida ahora. Te puedo decir que en el 2006 – 2007 hemos tenido dos superávits importantes, dos por ciento y tres por ciento respectivamente, y esto nos ha permitido acumular excedentes a nivel de gobiernos locales, regionales y de gobierno central, que nos hacen ver esta situación con bastante calma, porque lo que no vamos a hacer -que sí ocurrió en la crisis anterior- es recortar gastos. Entonces, el nivel de gastos se va a mantener y el crecimiento de gastos presupuestados se va a mantener.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Vayamos por partes. Mencionaba usted que los precios de los minerales probablemente van a retroceder un poco, a los niveles del 2006. ¿Esto va a significar menores ingresos tributarios?

 

LUIS CARRANZA.- Menores ingresos tributarios que estaban contemplados en el presupuesto del año 2008. Nuestra proyección del año 2008 en el presupuesto es de 6,2 por ciento de crecimiento del producto, y tenemos una presión tributaria que la mantenemos más o menos constante. Entonces, estos efectos que estamos viendo materializados ahora era algo que nosotros ya habíamos anticipado antes, porque las condiciones de mercado apuntaban hacia eso, es un presupuesto bastante robusto.

 

JAIME DE ALTHAUS.- O sea que, digamos, los ingresos presupuestados para este año, para el año 2008, van a estar en ese orden, o no van a ser menores a los presupuestados...

 

LUIS CARRANZA.- No deberían ser menores a los presupuestados.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Pese a que las empresas mineras tengan menos utilidades?

 

LUIS CARRANZA.- Pese a que las empresas mineras tengan menos utilidades a lo largo del 2008 o…

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, eso se va a notar en el 2009, el tema de las utilidades, pero de todos modos van pagando a cuenta, ¿no?..

 

LUIS CARRANZA.- Pagan a cuenta efectivamente, pero todo eso, digamos, ya está presupuestado.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ya está presupuestado, y señala usted que no se va a recortar el gasto, o sea no vamos a hacer una política fiscal restrictiva.

 

LUIS CARRANZA.- No va a haber política fiscal restrictiva, no hay porque perder la calma, vamos a mantener el nivel de gasto.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Nivel de inversión pública?

 

LUIS CARRANZA.- El nivel de inversión pública se va a mantener. Tenemos más de 30 por ciento de incremento presupuestado para la inversión pública y eso se va a mantener.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿30 por ciento de incremento?

 

LUIS CARRANZA.- De incremento respecto al presupuesto del año 2007.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Usted ha señalado que en el año 2007 la inversión pública creció en un 40 por ciento en relación al año 2006, ¿es cierto?

 

LUIS CARRANZA.- Bueno, allí habría que hacer una precisión. En términos tradicionales de medición de inversión pública, es decir lo que ejecutan los distintos niveles de gobierno, el crecimiento ha estado en 26 por ciento.

Si nosotros a eso añadimos las Asociaciones Público Privadas, que hacen obra pública con plata del Estado pero en otro marco contractual, allí si tendríamos el incremento de 42 por ciento.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, le preguntaba esto porque si es verdad que va a haber una disminución de la demanda externa y vamos a tener alguna clase de problema por ese lado, debería ser el momento para una política también contracíclica ¿no? Aunque se dice que usted ha tenido una política demasiado procíclica es decir, está usted en épocas de crecimiento aumentando más el gasto público cuando debería restringirlo un poco, ahorrar para las épocas de las vacas flacas. Pero en fin, de todos modos, terminamos ahorrando, en todo caso este año no va a haber contracción del gasto...

 

LUIS CARRANZA.- Este año no va a haber contracción del gasto.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Pero tampoco va a haber una política anticíclica, ¿no es el momento (para hacerlo), es decir va a haber más gasto?

 

LUIS CARRANZA.- No, no, no, va a haber el gasto que estaba presupuestado, no va a haber ni más ni menos gasto, nosotros hemos tenido un superávit de dos por ciento en el año 2006 y cercano al tres por ciento en el año 2007, y tenemos importantes saldos a nivel de Gobiernos Locales, Regionales y del Gobierno central en el Banco de la Nación, y el Fondo de Estabilización Fiscal tiene cerca de 500 millones de dólares; y luego, en marzo, cuando cerremos la contabilidad pública del 2007, va a haber un depósito sustancial al Fondo de Estabilización Fiscal.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Eso le iba a preguntar, ¿cuánto va a ser? Porque se ha criticado que usted depositara muy poco, en realidad el año pasado hubo un superávit del dos por ciento o más del dos por ciento del PBI y de ese dos por ciento depositó una proporción muy pequeña en este Fondo de Estabilización Fiscal, ese que sirve para los años malos, para empezar a gastar y para hacer políticas contracíclicas

 

LUIS CARRANZA.- Pero allí también hay que hacer una precisión, porque el superávit fiscal tiene distintas fuentes, distintos orígenes. Nosotros sólo podemos depositar en el Fondo de Estabilización Fiscal aquellos superávits que vienen de recursos ordinarios no gastados. No podemos -de la plata del canon no gastada por un gobierno local- no podemos depositarlo en el Fondo de Estabilización Fiscal, esa es plata que mantiene el Gobierno local en el Banco de la Nación.

Para que te hagas una idea, los gobiernos locales tienen cerca de 4 mil millones de soles depositados en el Banco de la Nación que no están presupuestado. En una hipotética caída de ingresos muy drástica, muy dramática; el nivel de inversión no va a caer porque ellos van a poder utilizar esos ingresos que tienen atesorados en el Banco de la Nación para mantener el ritmo de inversión. Entonces te digo que la solidez de las cuentas fiscales no solamente es a nivel del Gobierno Central sino en los otros dos niveles de gobierno, regional y local.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Y en marzo qué porcentaje (se depositará)? Ahora el superávit fiscal usted ha señalado que ha sido casi del tres por ciento, ¿no es cierto?

 

LUIS CARRANZA.- Así es

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Qué porcentaje de ese tres por ciento, es decir que parte de ese tres por ciento se va a depositar en el Fondo de Estabilización Fiscal? ¿Qué cantidad?

 

LUIS CARRANZA.- Bueno, estamos ajustando las cifras, no quiero adelantar ninguna cifra cuando no tenemos la seguridad, pero es una cifra sustancial que nos da bastante tranquilidad para afrontar cualquier contingencia.

Una cosa que estamos haciendo con este superávit fiscal del año 2007 es incorporar al presupuesto la parte de inversiones no ejecutadas, de tal manera que a nivel de los Gobiernos Regionales, locales y de los sectores no se paralicen los proyectos de inversión pública y eso representa aproximadamente S/. 1400 millones que se estarían incorporando a lo largo de este trimestre para gastos de inversión. Esta es una decisión ya tomada anteriormente, y pusimos un artículo en la Ley de Presupuesto para darle una visión multianual a la inversión pública.

En inversión pública hemos tenido un salto dramático, en los últimos años -tú conoces las cifras- respecto a producto teníamos alrededor de 2,8 por ciento, ahora en el 2007 tenemos respecto al producto un 3.8 por ciento de inversión pública y nuestra meta es llegar a 4,5 por ciento de inversión pública..

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Pero se ha podido hacer una evaluación de la calidad de la inversión pública?

 

LUIS CARRANZA.- La eficiencia marginal, la rentabilidad que nosotros estamos viendo en la inversión pública, prácticamente se ha duplicado. Estamos a niveles de 5 por ciento, cuando en los 90`s estábamos en torno a dos por ciento. O sea, ha habido un cambio dramático en la inversión pública y esto es un elemento importante que te explica por qué el Perú es uno de los países que en los últimos años más ha crecido en productividad, superando largamente al promedio de América Latina, superando largamente a países como Chile -que en los 90`s nos ganaba- y muy cercano a los crecimientos de productividad que uno observa en India, por ejemplo.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ahora, esa eficiencia en la inversión pública, en su ejecución, en su administración, se incrementaría sustancialmente o se aumentaría aún más si es que se diera impulso real a las Asociaciones Público Privadas (APP´s). Hay un proyecto de ley que ha sido remitido al Congreso al respecto, pero resulta que en ese proyecto de ley se elimina o prohíbe el cofinanciamiento, de modo tal que el Estado no podía entrar a cofinanciar junto con el sector privado una obra pública, lo cual obliga a que una serie de obras tengan que hacerse solamente como obra pública…

 

LUIS CARRANZA.- Eso es absolutamente falso, eso es absolutamente falso. Lo que nosotros decimos es que hay dos tipos de obras, hay unas que son autosostenibles, por ejemplo una carretera que se paga solamente con peajes es autosostenible y esa obra no pasa por el Sistema Nacional de Inversión Pública, el privado corre el riesgo.

Si el privado no puede correr todo el riesgo y le pide al Estado que comparta el riesgo, perfecto, hagamos la obra pero vamos a asegurarnos de que no es una obra que no está sobredimensionada, vamos a asegurarnos que es una obra que cubre la demanda necesaria, entonces tiene que pasar por el SNIP, no es que no se hace, sino que va a pasar por el Sistema de Inversión Pública para garantizar justamente esta rentabilidad que hemos comentado hace un minuto.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Obviamente si hay recursos públicos tiene que pasar por el SNIP, pero tengo entendido que ese proyecto de ley, digamos, eliminaba la posibilidad de cofinanciamiento…

 

LUIS CARRANZA.- Por eso te digo que era absolutamente falso, no es verdad.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, eso es una buena información, una buena noticia. Hablando del asunto del gasto público, etc, antes de pasar a otro tema, hoy leí la noticia de que el Gobierno autorizó la emisión de bonos de soberanos por S/.2880 millones, es decir un incremento de endeudamiento en soles, ¿por qué razón?, si en realidad hay superávit, ¿por qué nos seguimos endeudando?

 

LUIS CARRANZA.- Nosotros lo que tenemos son necesidades de financiamiento, y tus necesidades de financiamiento salen de tu resultado fiscal, que es el flujo, y de la amortización de la deuda antigua. Entonces son estos dos componente que requiere que salgamos a levantar los recursos. Estos son topes máximos y usualmente nosotros lo que hacemos es ver las condiciones de mercado y ver hasta dónde salimos; si las condiciones de mercado no son buenas, no salimos, si las condiciones del mercado son absolutamente positivas entonces salimos y el saldo que obtenemos -que excede la necesidad de financiamiento del año- lo utilizamos como prefinanciamiento.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Prefinanciamiento?

 

LUIS CARRANZA.- Prefinanciamiento, por ejemplo, el año 2007 las condiciones de mercado fueron extraordinarias, logramos hacer manejo de pasivos por más de US$ 5000 millones, una cifra récord en el país, y colocamos nuestros bonos en el mercado local. Esa colocación de bonos nos ha permitido rescatar, el 15 de enero, un bono soberano por US$ 500 millones. No hemos tenido que salir a emitir otro bono para lograrlo, eso ya lo hicimos antes, pues en este año también, esos son montos máximos.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Por último, en relación al punto del gasto público, de la ejecución, de la inversión; la ejecución de la inversión pública efectivamente usted señala que se incrementó el año pasado en 26 por ciento, ¿pero está el Gobierno satisfecho con los niveles de ejecución?.

Todavía no sé si han salido las cifras definitivas del 2007, pero estaba viendo que a diciembre el Gobierno central estaba en 42 por ciento de la ejecución de la inversión y los gobiernos centrales en 32 por ciento, según información publicada por el SNIP. Para ser diciembre es un nivel de avance muy escaso, y sin embargo, me dice usted que se ha incrementando un 26 por ciento de inversión, o sea que si se hubiese concluido la inversión prevista, el incremento hubiera sido muchísimo mayor. ¿Qué evaluación tiene acerca de la capacidad de ejecución, de inversión, del Estado en su conjunto?

 

LUIS CARRANZA.- Ha mejorado a lo largo del tiempo, han ayudado las reformas que se hicieron al Sistema Nacional de Inversión Pública agilizándolo, descentralizándolo, flexibilizándolo, pero manteniéndolo. Han ayudado las reformas que se hicieron al Sistema de Contrataciones en Consucode, pero evidentemente no estamos satisfechos con lo que tenemos. En el presupuesto del 2007, el incremento de inversión pública era superior al 50 por ciento, superior al 50 por ciento…

 

JAIME DE ALTHAUS.- La mitad se ha logrado…

 

LUIS CARRANZA.- Se ha logrado digamos la mitad, y necesitamos mejorar. Ahora es muy diferente comprar un lápiz o pagar sueldos y salarios -allí la ejecución es rapidísima y llegas al 100 por ciento- que iniciar todo un proceso de inversión, eso toma su tiempo, hay que hacer los estudios, hay que preparar los expedientes técnicos y hay un proceso. Por eso es que no queríamos cortar los procesos de inversión iniciados y hemos dado esta continuidad a los procesos del año 2007, y en eso hemos venido trabajando.

Lo que hay que resaltar es que hemos hecho un gran esfuerzo por recomponer el gasto público, frenando el crecimiento del gasto corriente y acelerando al máximo el gasto en capital.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, pero antes de insistir con el tema de la inversión pública -frenando según dice usted gasto corriente- sin embargo hay un proceso de descentralización, se está descentralizando una serie de funciones, pero no se descentraliza a los funcionarios, entonces estamos empezando a duplicar seriamente.

Los Gobierno regionales empiezan a contratar gente para cumplir con las funciones que ahora les han sido descentralizadas, pero esos mismos, los funcionarios que estaban en el Ministerio cumpliendo esas funciones, siguen en el Ministerio, de modo tal que estamos reproduciendo, no estamos trasladando, estamos duplicando gasto. ¿Cómo van a manejar ese tema?

 

LUIS CARRANZA.- Lo que hay que hacer es racionalizar todo este proceso de descentralización y evitar que ocurra todo lo que tú estás mencionando, que se contrate exceso de personal y los funcionarios que están en Lima realizando estas funciones no vayan a provincias a realizar las funciones descentralizadas. Este es un proceso muy complejo, se dice muy fácil pero se ejecuta de una manera muy muy compleja, muy difícil. Pero estamos trabajando justamente para evitar esto.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ojalá que haya una solución, porque esto si es peligroso desde el punto de vista de incremento del gasto público.

 

LUIS CARRANZA.- Es muy peligroso y las experiencias de Argentina, Colombia y Brasil no son nada positivas al respecto…

 

JAIME DE ALTHAUS.- Estamos empezando a caer en lo mismo..

 

LUIS CARRANZA.- No, no, no. Estamos trabajando para evitar eso.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, regresando pues al tema de la inversión pública en el que digamos se ha ejecutado y se termina ejecutando en el peor de los casos el 50 por ciento de lo que estaba previsto en el 2007, eso es muy poco, ¿qué falta?

Es decir, ¿sigue faltando capacidad técnica, siguen faltando ingenieros, capacidad de diseño y ejecución en las regiones, los gobiernos locales? Porque si ya se han flexibilizado los procedimientos, el SNIP y todo lo demás, ¿falta capacidad de ejecución, falta capacidad técnica?, ¿qué se va a hacer?

 

LUIS CARRANZA.- Hay que tener en cuenta que en el 2007 entraron autoridades nuevas y ellos atravesaron por un proceso de aprendizaje. El primer trimestre del 2007 la inversión en gobiernos locales cayó en 27 por ciento y los gobiernos locales explican 50 por ciento de inversión pública, entonces hay un proceso de aprendizaje que se ha dado a lo largo de este año.

Hay problemas evidentemente de capacidad técnica y estamos trabajando en eso, hay problemas del sector privado de atender las demandas del sector público para las obras, ¿por qué?, porque la inversión privada también ha crecido en 25 por ciento, entonces realmente estamos atravesando una etapa de auge económico en la cual faltan ingenieros, faltan proyectistas, faltan máquinas, entonces hay un proceso de adaptación a esta nueva situación y uno puede sentirse insatisfecho, pero un crecimiento de 26 por ciento en este país no se ha visto en muchísimo tiempo.

 

JAIME DE ALTHAUS.- De acuerdo. Ahora el tema de la inversión privada, hemos tocado el tema de la inversión pública pero la inversión privada ha crecido también sustancialmente. Sin embargo, sumando inversión pública y privada, estamos alrededor todavía sólo del 23 por ciento del PBI más o menos, y ya en la década pasada llegamos al 24 por ciento, casi al 25 por ciento, más o menos fue en el año 96, 97, de modo tal que ni siquiera hemos llegado a lo que conquistamos la década pasada.

Sin embargo y ahora que hay problemas, digamos, por el lado externo, y que de alguna manera se pueden inhibir algunas decisiones de inversión privada por las expectativas de menor crecimiento, ¿este habría sido un momento para dar estos incentivos a la inversión que finalmente usted decidió no dar?. Por ejemplo, los incentivos a la reinversión de utilidades, nos hemos quedado sin esos incentivos y hay que esperar un año más, en el año en que sí hubieran sido quizás necesarios.

 

LUIS CARRANZA.- No, no eran necesarios este año. Hay varias cosas que hay que mencionar: la productividad de los 90´s, el crecimiento de la productividad, fue de 0,5%, mientras que el crecimiento y productividad en estos años es de 2,5%, estamos cercanos a los niveles de productividad de los principales países asiáticos. Entonces no se trata simplemente del monto de inversión sino de la calidad de la inversión, y eso hay que destacarlo.

El otro tema es que hemos logrado un crecimiento sostenido de la inversión, no es un crecimiento abrupto de un año, con caídas muy fuerte el otro año, como en los 90´s, esto es algo sostenido. La otra parte que es fundamental es que lo estamos financiando con recursos nacionales, el ahorro nacional ha crecido sustancialmente en los últimos tiempos, y parte de este ahorro nacional es el ahorro público, que está dado por el superávit fiscal, entonces es un crecimiento muy sano el que estamos teniendo ahora, la verdad yo estoy muy satisfecho con el desempeño macroeconómico de estos últimos años.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Pero tenemos el techo todavía para seguir (creciendo)? Se lo pregunto porque la otra preocupación que hay en el ambiente económico es que la economía se está recalentando, que hay recalentamiento en la economía, y por lo tanto habría que aplicar algunos frenos. ¿Usted coincide con que hay recalentamiento en la economía?

 

LUIS CARRANZA.- No, no, discrepo totalmente de esa posición. Una economía que tiene un crecimiento de productividad de 2,5% no se puede estar recalentando, el síntoma visible del recalentamiento de una economía es cuando la inflación se te dispara...

 

JAIME DE ALTHAUS.- La inflación está subiendo...

 

LUIS CARRANZA.- Y lo que nosotros tenemos es una inflación básicamente importada, el Perú tiene niveles de inflación de países europeos, y tiene crecimiento de producto de nivel de países asiáticos. Si uno mira China, China ha crecido al 11%, pero con una inflación también muy alta, y si uno mira los países en América Latina, ve crecimientos en Argentina y Venezuela altos, pero con inflaciones desbocadas, y ve crecimientos de inflación muy bajos en Ecuador, pero básicamente en un país que no crece.

Entonces el Perú realmente se ha enganchado en un círculo virtuoso, y no hay ningún temor de recalentamiento. Esto no quiere decir que no se esté vigilando el crecimiento del crédito de consumo, que no se esté vigilando si hay situaciones de sobreendeudamiento, esto se está siguiendo, pero el ingreso de las familias en provincias ha crecido más de 15%, entonces es lógico que se compren su refrigeradora, es lógico que se compren su televisor. Entonces acá no hay sobrecalentamiento, acá lo que hay es un proceso de convergencia a niveles de consumo, mayores a niveles de inversión mayores.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, se señala que la inflación subyacente, no solamente la normal, sino la subyacente, ha subido por encima de la meta, algo por encima del 3%, es decir que el tema del sobreendeudamiento de eventualmente algunos sectores son asuntos vinculados a los cuellos de botella y de la infraestructura. El puerto del Callao ya no da para más, bueno, estaba dando más o menos (su servicio) pero la huelga fue algo como así el puntillazo final que ya ha puesto en evidencia la incapacidad del puerto de atender el flujo que actualmente existe.

Entonces hay cuellos de botella que también podrían ayudar y eventualmente repercutir en la mayor inflación, y hay quienes dicen que habría recalentamiento, pero por otro lado hay este problema que usted menciona, de que hay un problema de la menor demanda externa, entonces debería ser el momento para realizar políticas contracíclicas, para ayudar un poco a la inversión privada, para mantener el ritmo de crecimiento de la inversión privada, por eso le mencionaba lo del incentivo a la reinversión que usted ha declarado que no es necesario todavía.

Y el Banco Central de Reserva por ejemplo parece creer que podría haber sobrecalentamiento, ya que está subiendo las tasas de interés, está subiendo los encajes, entonces allí no hay un diagnóstico digamos coincidente con el Banco Central, en ese punto....

 

LUIS CARRANZA.- No, el Banco Central subió la tasa y la ha venido subiendo en el último semestre del año anterior, para evitar que se generen expectativas inflacionarias, básicamente ese ha sido el tema. Porque si este aumento de inflación importada se traslada a un escenario de expectativas de inflación, entonces sí podríamos tener un problema. El aumento de tasas está dando una señal al mercado.

Ahora, lo que ocurre es que tenemos un ciclo opuesto al de la Reserva Federal, y se están generando movimientos especulativos que apuestan por una apreciación muy fuerte del sol, entonces, con diferenciales de tasa amplios, entran flujos de dólares a la economía, y esto lo vimos los primeros días de enero. Entonces el aumento del encaje básicamente apunta a desalentar estos movimientos especulativos.

Adicionalmente hemos coordinado acciones en el mercado financiero, con el Banco Central, para evitar pues que se aliente estos movimientos especulativos o que se presenten situaciones de volatilidad en tasas de interés.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ahora, parece que la segunda reducción en muy corto tiempo de la tasa de interés en Estados Unidos agranda la brecha con la tasa de interés peruana, entonces han regresado nuevamente, parece que esta subida de encaje ya no es suficiente, o van a tener que subir más los encajes, con lo cual se encarece el crédito y podemos empezar a tener una política restrictiva, en los momentos en los que en realidad deberíamos seguir creciendo. En fin, hay quienes dicen que ya es hora de dejar libre el dólar, no intervenir más en el mercado de dólares, no entiendo la lógica, porque ya hasta allí no llegan mis conocimientos, ¿pero cuál es su opinión al respecto?.

 

LUIS CARRANZA.- Yo creo que la situación es perfectamente manejable, es una situación de mucha turbulencia, en el corto plazo los especuladores pueden anticipar que va a haber una fuerte apreciación, entonces quieren -en el muy corto plazo, en un mes- ganar pues 10% ó 15%, y de lo que se trata es de impedir esas oportunidades.

Dejar flotar el tipo de cambio sería por un lado justificar estas expectativas, que se presenten estas profecías autocumplidas que no benefician en nada a la economía del país, le generan mucha turbulencia, mucha volatilidad de precios y de tasas de interés. De lo que se trata es de que estos precios clave –tasas de interés, tipo de cambio- reflejen los valores del largo plazo, y que sus movimientos sean muy lentos.

Entonces, como en el mercado uno puede determinar precio y cantidad, se interviene en el mercado cambiario, y en el mercado financiero a través de la oferta de papeles, de tal manera de tratar de estabilizar estos precios y que se muevan lentamente a lo que el equilibrio de largo plazo va a responder. Donde no puede intervenir el Estado es en la Bolsa, allí no controlamos la oferta, entonces allí sí se observa mucha volatilidad de los precios, pero después de esta situación...

 

JAIME DE ALTHAUS.- ....habría que esperar quizás que la inflación digamos se estabilice o empiece a bajar nuevamente para reducir la tasa de interés. Pero bueno, ese es un tema del Banco Central de Reserva...

 

LUIS CARRANZA.- Es una de las tasas de interés más bajas de la región, es una de las tasas de interés de más largo plazo en la región, sólo México tiene papeles en moneda doméstica a 30 años, y lo que es más importante, es que ha habido un proceso de profundización en el mercado de capitales.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Finalmente, para resumir todo lo anterior, ¿cuánto cree que vamos a crecer al menos este año, como resultado de la crisis internacional?

 

LUIS CARRANZA.- Nuestra perspectiva es de 6,2%, con ese número hemos armado el Presupuesto, pero como mencioné, es un pronóstico conservador, de tal manera de que si efectivamente se materializan los peores augurios sobre lo que pasa en la economía norteamericana, lo que es algo muy poco probable, vamos a estar resguardados. Yo esperaría que el crecimiento pueda ser mayor, pero lo más importante es que tenemos las herramientas para enfrentar un proceso de desaceleración o de crisis en los mercados internacionales, eso es lo importante, estamos absolutamente blindados, eso lo puedo garantizar.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ahora, para garantizar una tasa de crecimiento alta en el largo plazo, o incluso más alta que la actual, necesitaríamos profundizar ciertas reformas, no solamente la infraestructura, la que vemos que está haciendo agua por todas partes. La Carretera Central está colapsada, el otro día el Presidente del Consejo de Ministros se dio cuenta que la carretera de Cajamarca a Chiclayo, que era una maravilla, ahora está llena de huecos, el Callao que ya se atoró, es una cosa ante la que podemos decir que hemos crecido aparentemente muy rápido y nadie planificó, nadie se dio cuenta, y por eso quizás esté faltando el CEPLAN dirían algunos, y el CEPLAN no está en los planes del Gobierno, ¿no es cierto?, esta suerte de instituto de planificación.

Porque el Ministerio de Economía es un Ministerio pues que ve las finanzas inmediatas pero no tiene capacidad de planificación, aunque quisiera tenerla, por lo visto no hay nadie que piense en futuro en el Perú. ¿No se necesitaría ya algo así?

 

LUIS CARRANZA.- El CEPLAN sí está en los planes del Gobierno, y hay un grupo de gente que está trabajando en ver cómo se monta un centro de planificación de primer nivel, eso para empezar.

No es cierto que actualmente nadie esté pensando en el largo plazo, sí estamos pensando en el largo plazo, sí se están priorizando inversiones, sí se están trabajando en reformas estructurales, hemos hecho una reforma tributaria importante, quitándole el sesgo antiinversión a nuestro impuesto al valor agregado, hemos avanzado en una apertura acelerada de la economía, tanto a través de la consecución del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y el inicio de negociaciones -ya se firmó a nivel técnico el Tratado de Libre Comercio con Canadá- y a nivel unilateral hemos hecho reducciones significativas de aranceles, que nos deja como una de las economías más abiertas de América Latina, y tú sabes que eso genera un impacto muy positivo en competitividad y en productividad en las empresas.

Y luego estamos trabajando en una reforma en el mercado de capitales, hemos lanzado esto, estamos en conversaciones con el sector privado, y esto va a generar mayor profundidad, va a generar una mayor capacidad de inversión de los fondos de pensiones en otros instrumentos, va a haber mayor competencia entre las instituciones financieras, que al final van a beneficiar al crecimiento a largo plazo.

Entonces no es cierto (que nadie esté pensando en el largo plazo).... ahora, que hay cuellos de botella, que hay problemas puntuales de infraestructura, sí, porque antes esto no se tomaba en cuenta, antes se privilegiaba aumentos en sueldos y salarios y la inversión pública estaba rezagada. En el año 1998 la variable de ajuste de la crisis fue la inversión pública y eso le hizo mucho daño al país...

 

JAIME DE ALTHAUS.- Claro, pero también se requiere avanzar seriamente en reformas de tipo más institucional o de tercera generación, por ejemplo el Poder Judicial, Educación es absolutamente vital, hay países de sudeste asiático que crecieron por una inversión fuerte en educación.

Sin embargo, el incremento que se dio al presupuesto para este año de Educación fue de sólo 13%, en un contexto en que el incremento fue mayor, en cambio al Ministerio de Salud se le dio 24% cuando sólo ha tenido una capacidad de ejecución del 22% en su obra pública, y la gente del Consejo Nacional de Educación señala que esa cantidad que se ha dado no sirve, no alcanza para abordar una reforma integral, fuerte, que realmente cambie la educación, porque no basta con la Ley General de Educación, con un reglamento que se ha dado, con algunas medidas más o menos radicales que está tomando el Ministro, se necesita un conjunto de acciones que realmente desemboquen en un incremento perceptible de la calidad. El Ministerio de Economía no está acompañando esa idea...

 

LUIS CARRANZA.- Falso, nuevamente falso, porque yo he mencionado las reformas que estamos impulsando desde nuestro sector, pero te agradezco que me hayas mencionado otras cosas. En el campo administrativo ya ha salido la Ley del Silencio Administrativo Positivo, que va a simplificar trámites de una manera espectacular, hemos hecho reforma en programas sociales, simplificándolos y focalizándolos dentro de este marco de presupuesto por resultados, pero creo que lo más importante que se ha hecho es el tema educativo. Esto no va a tener ningún impacto en el crecimiento de los próximos cinco años, pero esto es el soporte, es el principal pilar del crecimiento en 15 ó 20 años. Y no se trata de cuánto dinero gastamos, se trata de cuál es el modelo educativo y en qué estamos gastando.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Y eso no estaba muy claramente definido entonces?

 

LUIS CARRANZA.- Está claramente definido...

 

JAIME DE ALTHAUS.- Entonces por qué...

 

LUIS CARRANZA.- Está claramente definido, lo que pasa es que es un proceso, está la Ley de carrera magisterial, que está generando un cambio significativo, hay el modelo de empezar el nuevo magisterio, que el ministro Chang ya lo ha explicado, se ha dado un salto cualitativo y se está otorgando computadoras especiales para aprendizaje a los niños de primaria en todo el país, y hay tres o cuatro países en el mundo que se han metido por esta ruta, y los resultados son espectaculares.

Ya lo hemos conversado aquí contigo en una oportunidad, en Canta hay un piloto con resultados impresionantes que incluso cambian la vida de la comunidad, y toda la comunidad se articula en función de cómo los niños van aprendiendo y van generando una dinámica distinta con esta computadora.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Pero es una computadora que no tiene un software claro que lo acompañe, es decir, es una computadora que es un hardware, pero no se sabe bien qué hacer con la computadora...

 

LUIS CARRANZA.- Quizás tú y yo no entendamos qué hacer con las computadoras, pero los niños...

 

JAIME DE ALTHAUS.- Ah bueno, los niños pueden encontrar todo tipo de cosas que hacer, todas, menos educativas....

 

LUIS CARRANZA.- No, claro que si, claro que si, porque es una computadora especialmente preparada para educar, pueden integrarse en red, pueden jalar textos, pueden crear patrones musicales, pueden hacer matemáticas, pueden hacer compresión de lectura, realmente es impresionante....

 

JAIME DE ALTHAUS.- Son 40 mil de esas computadoras...

 

LUIS CARRANZA.- Vamos por partes. Son 20 mil computadoras mensuales que se van a ir adquiriendo, esto es un proceso de largo plazo, pues te digo que no vamos a resolver este problema este año, pero a medida que se vaya generando mayor capacidad de recibir fondos, de utilizarlos adecuadamente en el sector Educación, por supuesto que vamos a acompañar este proceso. Es la reforma fundamental de este Gobierno, y te digo, no es para el crecimiento de estos cinco años, es para el crecimiento de 20 años en adelante...

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bueno, la gente del Consejo Nacional de Educación, que ha preparado el Plan Educativo Nacional hasta el 2021, que ha preparado uno de 5 años, que ha preparado una agenda para estos dos años, está siguiendo muy cerca el asunto, además que es financiado por el mismo Gobierno, es decir, es una entidad pública en el fondo, pero allí están los mejores educadores del Perú, y ellos sostienen que no se está haciendo un esfuerzo realmente integral, que faltan elementos....o quizás no se los está convocando suficientemente, hay algo allí que está fallando..... quizás no sea usted la persona encargada, la persona indicada para responder esta pregunta...

 

LUIS CARRANZA.- Yo no sé si está fallando algo o no, lo que sí sé es que la base de la educación es el maestro y el niño, la interacción que existe, todo el resto puede apoyar pero es accesitario. Y se ha trabajado en al maestro, se ha trabajado en el niño, y se le está dando las herramientas para tener una educación de calidad.

El nivel educativo peruano es muy bajo, estamos partiendo del piso, no podemos pretender en dos años solucionar esto, entonces hay que ser realistas y hay que trabajar de manera realista

 

JAIME DE ALTHAUS.- Y el otro tema es el del Poder Judicial, allí también hay una queja muy grande, bueno hay pues demasiadas causas, pocos jueces, se necesitaría más apoyo económico y el presidente de la Corte Suprema, Francisco Távara, ha declarado por ejemplo hoy día: “cuando se nos ha dado condiciones mínimas, por ejemplo con los juzgados comerciales, ha habido una respuesta extraordinaria del Poder Judicial, necesitamos más recursos”.

No hay prácticamente financiamiento para la reforma judicial, salvo un poquito para la reforma del Código Procesal Penal en Huaura, pero esto necesitaría mucho más empuje.

 

LUIS CARRANZA.- A ver, Huaura, La Libertad, y este año vamos a tener tres departamentos, entonces se está avanzando con el Código Procesal Penal de todas maneras, y el incremento en el presupuesto para este año del Poder Judicial es cercano al 20%, entonces tampoco es que no se esté atendiendo, pero hay muchísimas necesidades; tenemos todo el tema de seguridad, que es un tema muy importante, y también han habido incrementos importantes en el Presupuesto; tenemos el tema de Salud, allí de lo que se trata no solamente es de construir hospitales sino de vacunar, ya que las principales causas de desnutrición y de mortalidad no vienen por el clima, no vienen por falta de alimentos, vienen por enfermedades, entonces con unas buenas campañas de vacunación podemos ayudar a resolver estos problemas.

Y así sucesivamente, hay muchísimas necesidades, pero tenemos que avanzar de manera ordenada, justamente por todo lo que hemos conversado en la primera parte de este programa.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿En el Poder Judicial no se presentan proyectos claros de reforma, financiables?

 

LUIS CARRANZA.- Hay mejoras, y en el mismo Consejo de Ministros acabamos de aprobar la autorización para un crédito por 20 millones de dólares con el Banco Mundial, justamente para la mejora de la administración de justicia. Entonces sí hay mejora, sí hay planes y se está avanzando, pero a lo que quería ir yo es que al margen de todos los logros y todas las buenas cifras macroeconómicas, si hay algo que resaltar, es la reducción de la pobreza. En el 2006 cerramos con una tasa de 44,5% de pobreza, cuando en los últimos años habíamos estado en torno a 50%.

 

JAIME DE ALTHAUS.- ¿Vamos a llegar al 30% en el 2011?

 

LUIS CARRANZA.- Esa es la meta. Para este año, el 2007, con la elasticidad y aplicando la tasa de crecimiento de 8,3%, la pobreza debería estar en torno a 42%, quizás un poquito más bajo, pero eso lo vamos a ver cuando tengamos las encuestas nacionales procesadas por el INEI a mitad de año, pero hay una reducción consistente de la pobreza en el país, y esa es la meta fundamental del Gobierno.

 

JAIME DE ALTHAUS.- Bien Ministro, muchas gracias por su participación en La Hora N.

 

OFICINA DE COMUNICACIONES

E-mail. comunicaciones@mef.gob.pe

Teléfonos: 428-2509 / 426-2614 / 427-4274


punteada

 

regresar                                                                                                                                                                 subir