• Banner Interno 1
  • Banner Interno 2
  • Banner Interno 3
   
 
 

Métodos para medir la Pobreza

Métodos para medir Pobreza

INTRODUCCIÓN

 

Existen diversos métodos para la identificación de los pobres, desde los métodos que miden la situación de los hogares en cuanto a sus características, el medio donde se desenvuelven y su acceso a servicios básicos; hasta los métodos que miden la pobreza según el poder adquisitivo de los hogares a través de líneas de pobreza.

Según CEPAL (2001)[1]: “la teoría no permite elegir un método por sobre los demás, ya que todos tienen defectos y virtudes; más bien, es la práctica quien ha resuelto la elección de un método, de acuerdo al contexto en el que se aplica”. A continuación se presenta una breve descripción de los siguientes métodos, así como las principales ventajas y desventajas para su utilización:

A continuación se muestran algunas definiciones de pobreza así como un breve resumen de las metodologías para su cálculo, ventajas y desventajas, con la finalidad de brindar a los usuarios de esta información elementos útiles para su interpretación:

 

 

I. LA POBREZA MONETARIA

Se define como la insuficiencia de recursos monetarios para adquirir una canasta de consumo mínima aceptable socialmente. Para ello se elige un indicador de bienestar (gasto per cápita) y parámetros de lo socialmente aceptado (líneas de pobreza total para el caso de consumo total y línea de pobreza extrema para el caso de alimentos):

 

  • Se dice que un hogar es pobre cuando su gasto per cápita es inferior a una Línea de Pobreza (LPt).


  • Se dice que un hogar es pobre extremo cuando su gasto per cápita es inferior a una Línea de Pobreza Extrema (LPex).

 

La tasa de pobreza monetaria es comúnmente el indicador que hace referencia al nivel de vida de la población, esta refleja la capacidad de un hogar para afrontar las exigencias mínimas para vivir; en este sentido el indicador que se utiliza es el gasto per cápita del Hogar.

 

Perú: Tasas de Pobreza total y pobreza extrema

Dominio geográfico Pobreza total Pobreza extrema
2006 2009 2006 2009
Nacional 44.5 34.8 16.1 11.5
Ambito
Urbano 31.2 21.1 4.9 2.8
Rural 69.3 60.3 37.1 27.8
Dominio geográfico
Costa urbana 29.9 21.4 3.0 2.3
Costa rural 49.0 40.6 14.4 9.2
Sierra urbana 40.2 31.3 10.3 6.8
Sierra rural 76.5 65.6 46.5 33.2
Selva urbana 49.9 32.5 18.1 8.8
Selva rural 62.3 57.4 24.6 23.8
Lima Metropolitana 24.2 14.1 0.9 0.2
Fuente: ENAHO-INEI 2006 y 2009

 

 

I.1   MÉTODO DE LÍNEA DE POBREZA

Este método centra su atención en la dimensión económica de la pobreza y utiliza el ingreso o el gasto de consumo como medidas del bienestar. Al  determinar los niveles de pobreza, se compara el valor per cápita de ingreso o gasto en el hogar con el valor de una canasta mínima denominada línea de pobreza. 

El indicador de línea es un método para determinar la pobreza coyuntural basada en el poder adquisitivo de los hogares en un determinado período. Cuando se utiliza el método de línea de pobreza por el consumo, se incorpora el valor de todos los bienes y servicios que consume el hogar, indistintamente de la forma de adquisición o consecución.

La utilización del gasto de consumo tiene la ventaja de que es el mejor indicador para medir el bienestar, porque se refiere a lo que realmente consume un hogar y no a lo que potencialmente puede consumir cuando se mide por el ingreso. Otro aspecto favorable es que el consumo es una variable más estable que el  ingreso, lo que permite una mejor medición de la tendencia del nivel de pobreza.

A continuación se describe la determinación de las líneas de pobreza :

 

  1. Para el caso de la Línea de Pobreza Extrema:
    • Se toma una norma nutricional de consumo de calorías diarias.
    • Se cuantifica el valor mensual de este consumo bajo una canasta de bienes alimenticios (CBA) que sea lo más real posible.


  2. Para el caso de la línea de Pobreza Total:
    • Se ubica una población de referencia, la cual debe tener como gasto total per cápita mensual (GTPC) aproximadamente el mismo valor de la canasta de consumo alimenticio,  es decir: CBA=GTPC.
    • La línea de pobreza total (LPT) se calcula como el valor de la canasta percápita mensual multiplicada por la inversa del coeficiente de ENGEL (CE) de la población de referencia, es decir:

 

 

Con los datos de la ENAHO (Encuesta Nacional de Hogares), el INEI construye tres canastas mínimas alimentarias, una  para cada región natural. Ellas aseguran el consumo de 2318 Kilo calorías diarias per cápita.

Para cada área, se definió una población de referencia equivalente al 30%, con el fin de obtener información confiable en cada región.  En la costa, se consideró a los hogares ubicados entre los percentiles 11 al 40; en la sierra del 42 al 71 y en la selva del 27 al 56.

 

Se considera pobre a aquel hogar cuyo gasto per cápita sea inferior a la línea de pobreza y se considera pobre extremo a aquel hogar cuyo gasto per cápita sea inferior a la línea de pobreza extrema. Este método se complementa con los indicadores de Foster, Greer y Thorbecke (FGT).

 

I.2  INDICADORES FOSTER, GREER Y THORBECKE (FGT)

Un grupo de medidas que merece especial atención es la familia de índices paramétricos propuesto por Foster, Greer y Thorbecke (1984). Estos autores proponen una ecuación que contiene el indicador de la “aversión a la desigualdad” (?), que muestra la importancia que se le asigna a los más pobres en comparación con los que están cerca de la línea de pobreza.

 

, donde a ³ 0

 

Donde:

Z:  es la línea de Pobreza

Yi : es el gasto o ingreso per cápita del hogar donde proviene el individuo

n: es el número total de personas

q:  es el número total de personas cuyo ingreso o gasto per cápita está por debajo de la línea de pobreza.

Los diferentes valores de “?”  encierran diferentes significados:

  • Cuando = 0, esta medida es igual al índice de recuento (H): el porcentaje de personas que se encuentran en situación de pobreza monetaria. 
  • Cuando = 1, se obtiene la brecha de pobreza, decir, el porcentaje promedio en el cual los pobres deberán aumentar sus ingresos para salir de la línea de pobreza
  • De los distintos indicadores que forman parte de este grupo, el que más atención suele recibir es P2 (que se obtiene con = 2), que es una medida de la “severidad” de la pobreza, el cual representa la distribución de los gastos per cápita entre los pobres.

 

 

I.3 PRINCIPALES VENTAJAS Y DESVENTAJAS DE LOS INDICADORES DE POBREZA MONETARIA

 a. Ventajas

  • Es un indicador pertinente para evaluar políticas que afecten la generación de ingresos monetarios, subvenciones económicas, alimenticias y todo lo relacionado al mejoramiento de la capacidad adquisitiva de los hogares.
  • Depende de una sola variable (gastos o ingresos per cápita del hogar) por lo que su medición y entendimiento es más sencilla.
  • Permiten costear las brechas de pobreza entre distintas zonas geográfica, sirviendo como instrumento de planificación presupuestal para afrontar la pobreza monetaria. Ello se complementa con su capacidad de Identificar distintos niveles de pobreza, es decir, los más pobres entre los pobres (indicador de severidad). 

 

b. Desventajas

  • Para el caso de este método los censos de población y vivienda no constituyen una buena fuente de datos, en la medida que éstos normalmente no contienen información sobre los ingresos o el consumo; o bien en los contados casos que existen en la región en que investigan el ingreso, la medición suele no reportar estimaciones suficientemente confiables. Asimismo, dado que es una variable coyuntural, los datos recogidos de la información censal pierden vigencia rápidamente en uno o dos años después de su recolección.
  • Este método mide la capacidad de compra más no el consumo efectivo de los bienes. Se asume que los hogares distribuyen correctamente sus recursos.

 

  • Este método de cálculo, que utiliza el coeficiente de ENGEL, nos dice que si bien se puede aproximar el consumo de alimentos para definir la línea de pobreza extrema, no se puede definir una canasta no alimentaria.
  • No es buena para dar cuenta del carácter multidimensional de la pobreza, ya que muchas veces los índices pueden ignorar información importante. Por ejemplo, los pobres extremos en las localidades en la costa tienen distintas necesidades de bienes y servicios básicos que en el caso de la sierra o la selva.
  • No se recomienda como indicador de necesidades de servicios básicos dado que se relacionan básicamente a problemas en la generación de ingresos en el corto plazo.
  • Temas vinculados con las decisiones vitales podrían llevar a las personas a permanecer bajo la línea de pobreza a lo largo del tiempo (por ej. decisiones en la infancia temprana, en los años escolares, inactividad de miembros del hogar, etc.).

 

 

II. LA POBREZA NO MONETARIA

Mientras que la pobreza monetaria puede variar rápidamente en el corto plazo debido a factores como mayores ingresos monetarios del hogar (y por lo tanto mayor gasto), los indicadores de pobreza estructural se refieren estrictamente a la caracterización de los hogares en cuanto a su tenencia o calidad de bienes y servicios, o en todo caso, tenencia de capital humano que describa mejor sus condiciones de vida. 

Ello requiere una mayor inversión de tiempo y de recursos, por lo que se les suele llamar “indicadores rígidos o duros” de la pobreza ya que son difíciles de modificar en el corto plazo.

 

II.1 El  Índice de Desarrollo Humano (IDH)

El Indice del Desarrollo Humano (IDH) es uno de los instrumentos más utilizados a nivel internacional para medir el adelanto medio de un país en lo que respecta a la capacidad básica de su población, la cual es representada por tres componentes:

  1. Esperanza de vida al nacer, que refleja una existencia larga y saludable;
  2. Logro educativo, que resume la capacidad de las personas para acceder al sistema educativo lo cual se traduce en menores tasas de analfabetismo y mayor asistencia a la educación básica.
  3. El ingreso, que indica la capacidad de acceso a los recursos para vivir dignamente. En el caso internacional, y a nivel más agregado, la variable que se utiliza es el PBI per cápita el cual contempla adicionalmente las ganancias empresariales; sin embargo dado que no se puede desagregar, esta variable fue desestimada y se utiliza en su lugar como proxy el ingreso per cápita .

 

A continuación se muestran las ponderaciones de cada uno de los componentes para el cálculo del IDH nacional:

 

Componentes del IDH Nacional

Componente Indicador Peso en el IDH
Vida larga y saludable I. Esperanza de vida al nacer 1/3
Educación II. Logro educativo (Alfabetismo + tasa de asistencia escolar en educación básica) 1/3
a. Alfabetismo 2/9
b. Tasa de asistencia escolar en   educación básica (población de 5 a 18 años) 1/9
Nivel de vida digno III. Ingreso familiar per cápita mensual en nuevos soles 1/3
Fuente: PNUD: Informe de Desarrollo Humano 2009

 

 

El valor del IDH indica cuánto avanzó un país, a fin de llegar a ciertas metas. El rango fluctúa entre 0 (cero) y 1 (uno). Cuanto más cercano esté un determinado lugar de un IDH igual a 1, tanto mayor será su desarrollo humano.

En el caso peruano, a partir del año 2005 y a través del Censo se vienen recogiendo datos a nivel local, lo cual ha permitido desagregar información del IDH a estos niveles de precisión. Ya en el cálculo del IDH 2007 se ha recopilado información del Censo 2007, lo cual ha permitido que su cálculo se extienda a nivel de cuencas.  

Al 2007, el IDH a nivel departamental tiene un rango entre 0.5 y 0.7, siendo el promedio nacional de 0.62. Como se observa en el gráfico, solo 8 departamentos superan el promedio nacional, mientras que Huancavelica es el departamento con menor IDH.

 

Peru: Indice de Desarrollo Humano Departamental

Fuente: PNUD: Informe de Desarrollo Humano 2009
Nota: Se separa Lima Metropolitana de Lima Región.

 

a. Ventajas:

  • Una ventaja del IDH es la facilidad con la que puede desagregarse por regiones geográficas o modificarse para captar desigualdades distributivas de diversos tipos.
  • Es un indicador relativamente fácil de entender y muy utilizado en América Latina por lo que existe un consenso en cuanto a la utilización de sus variables.
  • Puede funcionar como una herramienta de corto plazo importante para toma de decisiones en materia de política pública en lo que se refiere a la priorización de zonas geográficas.

 

b. Desventajas:

  • Salvo las variables derivadas del CENSO, las variables derivadas de las encuestas de hogares sólo tienen representatividad a nivel departamental, por lo que podrían existir  deficiencias en la actualización de las IDH a nivel distrital.
  • Ante dos localidades/regiones/naciones con IDH similares, es necesariamente forzosa una desagregación de las variables que lo componen, dado que sus variables insumos podrían mostrar coyunturas totalmente distintas.
  • Dado que la mayor parte de sus variables son de carácter estructural, salvo la variable de ingreso, los demás indicadores tenderán a no modificarse en el corto o mediano plazo. Adicionalmente, se señala que las variables utilizadas en el IDH hacen casi imposible para los países desarrollados aumentar su desarrollo humano cuando se llega a cierto nivel.

 

 

II.2 INDICADOR DE NECESIDADES BÁSICAS INSATISFECHAS (NBI)

El método de medición de las Necesidades Básicas Insatisfechas (NBI) toma en consideración un conjunto de indicadores relacionados con características de los hogares en relación a necesidades básicas estructurales  (Vivienda, educación, salud, infraestructura pública, etc.).

Este método presta atención fundamentalmente a la evolución de la pobreza estructural, y por tanto no es sensible a los cambios de la coyuntura económica y permite una visión específica de la situación de pobreza, considerando los aspectos sociales.

Se define pobre por NBI a aquella población que reside en hogares con al menos una las siguientes necesidades básicas insatisfechas:

  1. Hogares en Viviendas con Características Físicas Inadecuadas.- Toma en cuenta el material predominante en las paredes y pisos, así como al tipo de vivienda.
  2. Hogares en Viviendas con Hacinamiento.- Se determina que hay hacinamiento cuando residen más de 3.4 personas por habitación.

 

  1. Hogares en Viviendas sin Desagüe de ningún Tipo.- Porcentaje de vivienda sin desagüe de ningún tipo.
  2. Hogares con Niños que No Asisten a la Escuela.- Hogares con presencia de al menos un niño de 6 a 12 años que no asiste a un centro educativo.
  3. Hogares con Alta Dependencia Económica.- Porcentaje de la población en hogares con jefe con primaria incompleta (hasta segundo año) y (i) con 4 o mas personas por ocupado, o (ii) sin ningún miembro ocupado.

 

En el caso del método de las necesidades básicas  insatisfechas el INEI determina el número de ellas en cada hogar y luego, presenta la proporción de personas que tienen por lo menos una NBI (pobres) o por lo menos dos NBI (pobres extremos).

En relación al Indicador de Necesidades Básicas Insatisfechas:

  • Al 2009 el 8.4% de las viviendas tienen características físicas inadecuadas, es decir, se refieren a viviendas que tienen paredes de estera, o las viviendas que son improvisadas, o las que tienen paredes exteriores de quincha, piedra con barro, madera u otro material y a su vez, tienen piso de tierra.
  • Al 2009 un 7.9% de los hogares radican en viviendas hacinadas, pues residen más de 3 personas por habitación[2].
  • En relación al acceso a servicios básicos, entre el 2003 y 2009 el porcentaje de hogares sin acceso a servicios básicos se redujo en 6 puntos porcentuales, esta reducción estuvo enfocada principalmente en el área urbana.
  • En relación a aquellos hogares con al menos un niño de 6 a 12 años que no asiste a una institución educativa, se encentra que esta tasa ha descendido entre el 2004 y 2009 de 12.6% a 8.2%.
  • El porcentaje de hogares con alta dependencia económica se ha mantenido casi constante, cercano al 1%.

 

Evolución de los indicadores de necesidades básicas insatisfechas

(Porcentaje)

NECESIDADES BÁSICAS INSATISFECHAS

2004

2005

2006

2007

2008

2009

NBI 1: Vivienda inadecuada

10.5% 10.6% 9.4% n.d. 9.3% 8.4%

NBI 2: Vivienda con hacinamiento

10.2% 9.2% 8.6% 8.9% 8.6% 7.9%

NBI 3: Hogares con vivienda  sin servicios higiénicos

22.4% 22.5% 20.6% 19.6% 18.1% 16.4%

NBI 4: Hogares con niños que no asisten a la escuela

12.6% 11.9% 10.7% n.d 9.2% 8.2%

NBI 5: Hogares con alta dependencia económica

1.0% 1.3% 1.0% n.d 0.9% 0.8%
Fuente: ENAHO 2004-2009

 

 

a. Ventajas:

  • La utilización de datos provenientes de los censos nacionales representa una de las mayores fortalezas de este método, frente a otras alternativas que se basan en las encuestas de hogares por muestreo como fuente de información. Asimismo permite establecer perfiles de hogares según zonas geográficas.
  • Funciona como un complemento importante de la visión del fenómeno de la pobreza que proporcionan otros métodos de medición, más consistentes conceptual y estadísticamente, como es el caso del método de líneas de pobreza.

 

b. Desventajas:

  • Este indicador tiene la deficiencia no distinguir aquellas variables provenientes de las características propias de los hogares (hacinamiento, tipo de vivienda y variables de educación) con las de acceso a servicios básicos (servicios higiénicos). Ello manifiesta una escasa asociación entre los indicadores (predominio de hogares con una NBI)
  • No contiene un umbral de medición (sólo está asociado a la adición de NBIS)
  • Dado que son indicadores de pobreza estructural, salvo los indicadores de servicios higiénicos y de ingresos, las demás variables tienen períodos de cambio muy elevados, por lo que no es un indicador exitoso para medir el efecto de una política de inversiones en infraestructura de servicios básicos (agua, desagüe, electricidad) o de generación de ingresos.
  • Los indicadores utilizados en un período pueden no ser apropiados para otro, ya que las necesidades varían a lo largo del tiempo. Una comparación intertemporal requeriría de indicadores igualmente representativos de la pobreza en ambos períodos.
  • Adicionalmente, existen factores estructurales y culturales que limitan la capacidad de este método para dar cuenta de cambios en la situación de la pobreza. Por ejemplo, se menciona el caso de América Latina durante los años ochenta, donde la pobreza medida por NBI no muestra un empeoramiento de las condiciones de vida, a pesar de la notable caída experimentada en el nivel de empleo y de los salarios.

 

II.3 INDICADORES DE CONDICIONES DE VIDA DE LOS HOGARES

Existen otros indicadores de pobreza cuya finalidad es examinar las carencias específicas de los hogares respecto a sus condiciones de vida, que podrían afectar el desarrollo de su capital humano.

Estas carencias podrían traducirse en la presencia de déficits en cuanto al acceso de condiciones adecuadas para la vivienda, manejo de combustibles no apropiados para cocinar, e incluso el acceso a servicios básicos como agua, desagüe y electricidad.

La utilidad de los mismos radica en la orientación de la inversión pública a través de políticas focalizadas con el fin de mitigar los déficits encontrados en segmentos importantes de la población.

Las Ventajas y Desventajas de estos indicadores son similares a las encontradas para las Necesidades Básicas Insatisfechas.

  1. En relación al Material del piso de la Vivienda:
  • Entre el 2003 y 2009 la tenencia de piso de tierra en la vivienda se ha reducido levemente, pasando de 43.2% de los hogares en el 2003 a 37.2% en el 2009.
  • En el área rural mientras que el 80.9% de los hogares tenía piso de tierra en el 2003, esta misma tasa se redujo a 76% en el 2009.
  • Sin embargo, la tenencia de otros materiales de piso como el parquet, vinílicos, losetas, madera y cemento se han incrementado, mostrando una leve mejoría en el período señalado.

 

Material del piso de la vivienda, según ámbito de residencia 2003-2009
(Porcentaje de hogares)

Material del piso 2003 2009
Rural Urbano Total Rural Urbano Total
Parquet o madera pulida 0.1% 8.0% 5.2% 0.1% 7.7% 5.0%
Láminas asfálticas, vinílicos o similares 0.0% 3.7% 2.4% 0.1% 4.9% 3.3%
Losetas, terrazos o similares 0.2% 8.4% 5.5% 0.1% 12.1% 7.9%
Madera (entablados) 5.1% 4.8% 4.9% 7.6% 4.3% 5.4%
Cemento 11.3% 52.6% 37.8% 14.3% 54.0% 40.2%
Tierra 80.9% 22.2% 43.2% 76.0% 16.5% 37.2%
Otro material 2.4% 0.2% 1.0% 1.8% 0.4% 0.9%
Total 100.0% 100.0% 100.0% 100.0% 100.0% 100.0%
Fuente: ENAHO 2003-2009

 

  1. En relación al material que utiliza el hogar para cocinar:
  • Al 2009, se encuentra que el 78% de hogares rurales cocina a leña o carbón, proporción mayor al registrado en el 2003. Esta situación guarda estrecha relación entre las EPOC (Enfermedades Pulmonares Obstructivas Crónicas) y la exposición al humo de la cocina, así como con las EDAS e IRAS que inciden directamente en la desnutrición crónica infantil. 
  • El uso de leña en zonas rurales supera al promedio nacional que es de 45.1%.

 

 

Hogares que cocinan con leña, según ámbito de residencia 2003-2009

(Porcentaje)

Fuente: ENAHO 2003-2009

 

III. EL MÉTODO INTEGRADO

Existen métodos para mejorar el análisis de la pobreza, basados en su componente monetario y no monetario; ello con la finalidad de mejorar la planificación de políticas para el mediano o largo plazo. En este caso, el método integral ayuda en identificar en qué tipo de políticas se va a dirigir el gasto público y en qué zonas la pobreza se agudiza tanto en su componente monetario y no monetario.

Según INEI (2000) Este método combina los métodos de la línea de pobreza y las necesidades básicas insatisfechas, dividiendo a la población en 4 grupos:

  • Pobres crónicos constituido por  quienes presentan limitaciones en el acceso a las necesidades básicas y a su vez tienen ingresos o consumos deficientes;
  • Pobres recientes, formado por quienes tienen sus necesidades básicas satisfechas pero cuyos ingresos o gastos están por debajo de la línea de pobreza;
  • Pobres inerciales, aquellos que no presentan problemas en ingresos o gastos, pero si tienen al menos una necesidad básica insatisfecha.
  • Integrados socialmente, los que no tienen problemas de necesidades básicas ni de gastos o ingresos.

 

Clasificación de la Población según Método Integrado de Pobreza (2009)

Departamento Pobres Crónicos Pobres Recientes Pobres Inerciales Integrados Socialmente Total
Amazonas 43.1 16.7 13.8 26.4 100
Ancash 15.5 16.0 17.7 50.8 100
Apurimac 30.7 39.6 9.9 19.8 100
Arequipa 11.7 9.3 17.7 61.2 100
Ayacucho 31.5 31.2 12.3 25.0 100
Cajamarca 33.6 22.4 12.6 31.4 100
Callao 6.6 7.8 12.1 73.6 100
Cusco 27.3 23.8 12.3 36.6 100
Huancavelica 41.3 35.9 8.9 13.9 100
Huanuco 31.1 33.4 10.3 25.2 100
Ica 8.2 5.5 22.4 63.9 100
Junin 19.6 14.8 20.7 45.0 100
La Libertad 19.7 19.2 10.8 50.4 100
Lambayeque 12.3 19.5 13.0 55.1 100
Lima 6.6 8.9 14.8 69.8 100
Loreto 48.9 7.1 23.0 21.0 100
Madre de Dios 9.2 3.4 38.7 48.6 100
Moquegua 6.9 12.4 15.9 64.9 100
Pasco 40.8 14.6 20.2 24.4 100
Piura 25.7 13.9 19.3 41.2 100
Puno 30.1 30.7 10.9 28.4 100
San Martin 31.6 12.5 21.8 34.1 100
Tacna 5.8 11.7 14.4 68.1 100
Tumbes 16.0 6.2 26.2 51.7 100
Ucayali 27.1 2.6 45.3 25.0 100
           
Nacional 19.3 15.5 15.8 49.4 100
Fuente: ENAHO 2009
Elaboración: MEF-DGAES

 


[1] Feres y Mancero (2001): “Enfoques para la medición de la pobreza. Breve Revisión de la Literatura”.

[2] sin contar con el baño, cocina, pasadizo ni garaje

Para más información sobre Política Económica y Social comunicarse al:

Teléfono: 311-5930 Anexos 2331

 

Dirección General de Política Macroeconómica y Descentralización Fiscal - Dirección Gral. de Política Macroeconómica